6 claves para optimizar tu web - BLOG POMETA
6 claves para optimizar tu web

6 claves para optimizar tu web

En el mundo actual en el que vivimos es imprescindible disponer de una página web que sirva como escaparate del producto o servicio que ofrece tu empresa, ya que, como bien dice nuestro claim, “Si no estás, no te ven”.

Este hecho implica que haya una gran cantidad de páginas web que ofrecen un producto similar y si tu página web no está bien optimizada, es decir, no va rápido, implicará que sufra un gran abandono por parte de los clientes.

Los internautas actuales no tienen paciencia, y si tú no lo puedes ofrecer contenido rápidamente, abandonaran tu página web y visitaran otra.

Desde Pometa tenemos muy claro la necesidad de disponer de una web optimizada y hoy os traemos seis pequeños trucos que utilizamos en Pometa para disponer de una web con una gran velocidad.

  1. Optimización imágenes

Matriuskas diferentes tamaños Imagen Optimización Web Pometa Gràfica

Es necesario optimizar las imágenes porque como más pese, más lenta se cargará la página web. Por lo tanto, como más imágenes sin optimizar, más tardará nuestra web en cargarse. La solución pasa por optimizar la imagen, tanto en tamaño como en calidad. La primera consiste en dotar a la imagen del tamaño necesario, ya que si le damos un tamaño muy grande pero innecesario se nos ralentizará la página web. La segunda es tan sencilla como utilizar formatos que, directamente, están más optimizados, como son JPG o PNG. Otro pequeño truco para optimizar las imágenes es mediante la opción de “Guardar para Web” que ofrece Photoshop. Esta opción elimina los metadatos y los comentarios que pueda tener la imagen para bajar su peso, además de optimizar la compresión.

  1. Minificar CSS y JavaScript

Programación Web Ooptimización Web Pometa Gràfica

Minificar quiere decir compactar un archivo y eliminar todos aquellos caracteres innecesarios pero sin perder la funcionalidad. Así pues, y mediante la eliminación de todos los espacios, saltos de línea, comentarios… consigues una reducción importante de tamaño de archivos o peso. En este sentido, se puede minificar tanto el CSS (archivos de estilo) como el JavaScript (archivos de funcionalidad).

  1. Especificar caché

Reloj de Arena Optimización Web Pometa Gràfica

El caché puede ahorrar al usuario el tiempo de carga si visita en más de una ocasión la página web, ya que la información ha sido almacenada. Puedes determinar cada cuanto se tiene que actualizar el caché para que las personas que visitan la página no tengan que estar constantemente descargándose nuevo contenido de la web y actualizándola. De esta forma, cuando una persona visita la página web en diversas ocasiones accederán a esta rápidamente gracias a tener el contenido almacenado.

  1. Habilitar la compresión

Actualizar y Recargar Optimización Web Pometa Gràfica

GZIP es un formato de compresión de archivos que implica que los contenidos puedan ser comprimidos antes de ser enviados al navegador del visitante y, por lo tanto, que la web cargue más rápido. Cabe decir que la compresión GZIP nos permite la compresión de archivos con texto de base como HTML, JavaScript y CSS. Esta compresión es muy efectiva y, además, es compatible con la mayoría de navegadores actuales.

  1. Reducir el tiempo de respuesta del servidor

Persona Corriendo Rápido Otimización Web Pometa Gràfica

El tiempo de respuesta del servidor es el tiempo que tarda un servidor en responder la solicitud de un navegador. Según Google, un buen tiempo de respuesta del servidor tiene que estar por debajo de los 200 milisegundos, y si superas los 2’5 segundos ya te expones a una aborigen de abandonos de la web. Para poder comprobar cuál es el tiempo de respuesta del servidor, existen diversas herramientas que nos ofrecen este análisis. Como por ejemplo, Pagespeed Insights de Google.

  1. Optimización de la parte visible de la página

Carpintero cortando Optimización Web Pometa Gràfica

Una forma de optimizar el contenido que aparece en la web es cargar primero el contenido de CSS y JavaScript del inicio de la página web. De esta forma, el contenido que se encuentra debajo y que en un principio al cargar la web no se ve, se puede ir cargando posteriormente. Así pues, el hecho de poder cargarse posteriormente implica que en un inicio el navegador no tenga que cargar más, si no que solo se carga la parte superior del contenido, la porción que es visible por el usuario nada más entrar en la página, o lo que se llama contenido above the fold.

Ahora te toca a ti. Si quieres una página web rápida, contactanos.